Por qué orientar al Sur tus paneles no siempre es la mejor opción para autoconsumo

En muchos foros se ha difundido la afirmación de que orientar al Sur tus paneles solares a aproximadamente 30º de elevación es la mejor opción. Esto vendría a buscar la mayor producción o rentabilidad de la instalación solar. En este post trataremos de explicar por qué en el caso de autoconsumo residencial, esta no es siempre la mejor idea.

Orientar al Sur tus paneles es una costumbre de huertos solares

Antes de nada conviene aclarar que esta afirmación de que los paneles deben situarse al Sur y a 30º proviene de la forma de instalar paneles en huertos solares. Lo que se buscaba era maximizar la producción anual, sin importar las producciones mensuales ni la hora a la que produce energía.

En una instalación fotovoltaica de autoconsumo en una vivienda, la cosa cambia. El objetivo prioritario es autoconsumir lo máximo posible y verter lo mínimo posible. Sólo de esta manera conseguiremos reducir significativamente nuestra factura de la luz. A continuación te explicamos por qué.

El autoconsumo y la compensación de excedentes: dos formas de ahorro en la factura…

Una vivienda con paneles solares para autoconsumo se beneficia de dos maneras de la producción solar. Por un lado tenemos el autoconsumo solar directo. Esta es la energía que consumimos en casa mientras nuestros paneles solares la están produciendo. Esta energía no se acumula en ninguna parte (a no ser que tengas baterías o acumuladores térmicos). Cada kilovatio·hora de energía que autoconsumas de forma directa estará evitando que compres un kilovatio·hora a tu comercializadora. No hace falta aclarar que este ahorro cada vez es (y seguirá siendo) mayor, a la vista de la escalada en el precio de la luz, hasta 0,50€ se alcanzó en Diciembre pasado.

… a precios muy diferentes

Por otro lado tenemos la compensación de excedentes. Cada kilovatio·hora que produce tu instalación y no consigues autoconsumir (o acumular) en ese mismo momento (porque no tienes baterías o apenas tienes consumo) sale por tu contador (muy barato) y lo consumen tus vecinos (muy caro). Tu contador bidireccional lo contabiliza y a final de mes, la distribuidora le pasa los datos a tu comercializadora y esta lo tiene en cuenta en tu factura del mes: x kWh vertidos, a un precio de… 0,07€/kWh?? Vemos donde está el problema? La compensación no compensa tanto como el autoconsumo. Entonces, ¿por qué empeñarnos en producir lo máximo si lo que interesa es autoconsumir lo máximo?

Nuestro perfil de consumo horario

Cada vivienda tiene unos hábitos de consumo eléctrico diferentes, según cuántas personas vivan en ella, en qué etapa de sus vidas se encuentren, qué horarios de trabajo tengan… Pero hay algo bastante común: nos despertamos por la mañana, desayunamos, nos vamos a estudiar o trabajar y llegamos por la tarde/noche. Si nos fijamos, tenemos un pico de consumo por la mañana (el desayuno), un valle a media mañana (no estamos en casa) y otro pico por la tarde/noche (volvemos a casa y empezamos a encender cosas).

Ampliar y aplanar nuestra curva de producción

Cuando se trata de autoconsumir, la mañana y la tarde/noche son buenos momentos, ya que hay bastante consumo. Si se trata de desaprovechar nuestra producción y “malvender” excedentes, lo mejor es no estar en casa. Pero no se trata de eso, ¿verdad? Si conseguimos que nuestra producción solar comience lo más temprano posible y poder autoconsumir durante el desayuno, sería genial. Lo mismo sucede por la tarde: cuanto más tarde se “apague” nuestra producción solar, mejor para nuestro autoconsumo. Por el contrario, si durante el mediodía no estamos en casa, ¿para qué queremos un pico de producción que no aprovechamos y sólo vendemos a precio de risa? Mejor reducir la producción a mediodía ampliándola a la mañana y la tarde.

Buscando la orientación óptima para nuestro bolsillo

Parece que ha quedado claro que no se trata de producir más, sino producirlo cuando lo necesito, y consumir mejor. De acuerdo, ¿y cómo lo hacemos? Pues muy sencillo, en lugar de orientar al Sur tus paneles, se puede dividir la instalación en dos orientaciones que produzcan a diferentes horas del día. Una parte hacia el Este empezaría a producir desde que amanece. Otra parte hacia el Oeste, que aprovecharía hasta el último rayo de Sol. Ambas curvas de producción se solaparían al mediodía, pero sin producir un pico de consumo exagerado. Así conseguiríamos aprovechar la producción de nuestros paneles para autoconsumir durante la mayor parte del día.

Menor potencia de inversor

Esta forma de instalar tendría un último efecto positivo. El inversor, el aparato que se encarga de gestionar la energía de los paneles, podría ser más pequeño (de menor potencia) y por tanto más económico. Al no tener un pico de producción tan grande (y tan inútil) a mediodía, la potencia máxima que debería gestionar el inversor se reduce y éste podría ser un poco más pequeño. De esta manera se podría tener, por ejemplo, una instalación con paneles repartidos a Este y Oeste, con una potencia de paneles de por ejemplo 4,5kWp (10 paneles de 450Wp). 5 paneles hacia el Este y 5 al Oeste y un pico máximo anual de producción de 4kW a mediodía.

¿Y si ponemos baterías?

Cabe preguntarse si merece la pena instalar baterías para acumular estos excedentes solares, visto el precio de la electricidad al comprarla y el precio al que nos pagan la que nos sobra. Como hemos visto, la diferencia entre lo que nos ahorramos al autoconsumir y los que nos pagan al verter puede ser de más de 0.35-0.40€/kWh. Si instalásemos por ejemplo 5kWh de baterías podríamos cargarlas a mediodía y “salvar” el pico de la cena y parte de la noche. Adaptando nuestro hábitos de consumo, podríamos amortizar la instalación de baterías en unos 6 años. Pero esto lo dejamos para nuestro siguiente post.

Esperamos haber resuelto algunas dudas y animaros a haceros autosuficientes. Un saludo y hasta el próximo post!

Solicitar más información o presupuesto

    Por favor, adjunte aquí su factura eléctrica para poder realizar una valoración:

    Por favor, prueba que eres un humano seleccionando el camión.

    Menú